En las cavernas de la tecnología

– Genaro Luna Carreto

Sin duda han cambiado las formas de comunicación, pero esencialmente, la idea es la misma: hablar, escribir, escuchar, ver.

En ese sentido, la tecnología no pudo haber cambiado, en 30 años, miles de años de evolución. Seguimos siendo los mismos que habitaron las cavernas. Esos seres que morían de frío y hambre. Las enormes carencias del pasado marcaron nuestros genes. Hubo tanta necesidad que el comer y descansar, cuando se podía, era lo más importante. En cierta medida, lo sigue siendo. La tecnología sólo hace más fácil todo. Sin embargo, logra sacar a flote, la enorme necesidad en buscar descansos. De manera que, como consecuencia, aparece cierta flojera excesiva.

Recientemente escuché una plática estúpida, donde una persona decía que existía una aplicación que te mostraba imágenes de árboles y naturaleza. Para quitarte el estrés, mostraba parques, bosques, animales y sus sonidos, correr de agua, etc. ¿No es más facil salir a caminar a un parque? ¿No es más senciilo acariciar a tu perro y verlo jugar?.

También, se ha buscado por todos los medios, lograr que la tecnología, nos haga sentir inútiles, incluso para algo tan natural como ser padre o madre. Además, es el pretexto para todo: el índice de suicidios es alto, porque la familia no es la misma que antes. la culpa la tiene la computadora, no nosotros.

Los problemas que “resuelven” los móviles son los mismos de siempre: soledad, aceptación, amor, odio, etc. Nada nuevo. Ciertamente no resuelven nada, sólo atrasan sus efectos destructivos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s